Palabras de Amig@s de Mumia de México ante la embajada EU, 8 de diciembre

Mumia x -Cronopios-

8 de diciembre de 2012

Palabras de Amig@s de Mumia de México

A partir de la despiadada represión desatada por los gobiernos de Enrique Peña Nieto y Marcelo Ebrard el pasado 1 de diciembre, las prisiones de México se llenan de nuevo con compañeros y compañeras que han resistido la imposición de una tiranía.  En este acto político-cultural exigimos libertad para ellos y para todos los y las presos políticos de México, Estados Unidos y el mundo.

Hoy, en especial,  exigimos libertad para el periodista y escritor africano-americano, Mumia Abu-Jamal , a los 31 años de su encarcelamiento en las prisiones de Estados Unidos.  Mencionado con frecuencia como un preso político emblemático,  el ex Pantera Negra fue falsamente incriminado por el asesinato del policía Daniel Faulkner en Filadelfia el 9 de diciembre de 1981 y condenado a muerte.

El caso del hombre conocido simplemente como “Mumia”  no deja de suscitar interés y apoyo a nivel internacional:

–Se acaban de presentar  las memorias de una valiente mujer que resistió duras amenazas policiales para nombrar a Mumia como la persona que asesinó a ese policía aquella madrugada en Filadelfia. Se trata de Verónica Jones, quien dictó su historia a su hermana Valerie antes de su muerte en diciembre de 2010.

–En el mundo del cine, ahora se está estrenando en festivales un documental que resume su activismo y, sobre todo, enfatiza su  labor periodística tanto  antes como después de su encarcelamiento: El nuevo documental se llama Long Distance Revolutionary (Revolucionario de fondo), dirigido por Stephen Vittoria y producido por Noelle Hanrahan de Prison Radio.

–El 13 de octubre de 2012, se nombró una calle en honor a Mumia en el multicultural suburbio parisino Bobigny, donde la alcalde habló de su vida y del caso como parte de una lucha internacional por la justicia racial. En 1999 Bobigny lo había reconocido como ciudadano honorario, junto con alrededor de otras 25 ciudades del mundo, incluyendo Venecia, Palermo, Montreal, Detroit, San Francisco y Saint-Anne. En París, la última persona que habido recibido este tipo de honor fue Pablo Picasso en 1971.

De cierta manera, el caso de Mumia Abu-Jamal refleja el racismo estructural en el sistema de injusticia de la nación carcelera más grande del mundo. Y por otro lado, él es castigado por su pensamiento y lucha social, como es el caso de muchos otros presos políticos, algunos de los cuales han pasado más de cuatro décadas en las prisiones de Estados Unidos. La policía de Filadelfia que había vigilado a Mumia desde la edad de 15 lo detuvo en un ambiente de represión e histeria contra MOVE. La Fiscalía de esa ciudad utilizó su membrecía previa en el Partido de los Panteras Negras para asustar al jurado y lograr una condena a muerte.

Mumia había aprendido el periodismo al trabajar en el periódico semanal de los Panteras Negras. Unos años después, cuando trabajaba como periodista de radio en los años ’70 en Filadelfia,  fue elegido Presidente de la Asociación de Periodistas Negros y ganó la reputación de ser “la voz de los sin voz” por darle voz a grupos comunitarios que resistían la brutalidad policiaca y la violencia racista en la calle y en la cárcel, y especialmente a la organización MOVE.

Cuando Mumia fue detenido e inculpado de matar al policía Faulkner en 1981, muchos de sus radioescuchas quedaron pasmados porque les pareció muy inverosímil la acusación. A pesar de mantener su inocencia, él fue condenado a muerte el 3 de julio de 1982 en un juicio que no cumplió con las más mínimas normas de imparcialidad, según Amnistía Internacional. Sólo en Estados Unidos sería posible que un juez diga a su secretario (con respecto a Mumia el primer día de su juicio) “Les voy a ayudar a freír ese nigger” y que otra juez dictamine que el comentario no significa que el juez es racista.

Durante casi tres décadas, Mumia fue obligado a vivir en aislamiento casi total en una celda herméticamente sellada con las luces siempre prendidas y  cada instante de su vida grabado en video, sin la posibilidad de tocar, abrazar o besar a sus seres queridos. Entresemana, pudo tomar ejercicio una o dos horas en una jaula.

Hace un año, el 7 de diciembre de 2011, la Fiscalía de Filadelfia, la Orden Fraternal de Policía (FOP)  y la viuda Maureen Faulkner, quienes han llevado a cabo una larga y virulenta campaña en su contra, por fin  desistieron en sus esfuerzos para reimponer la pena de muerte declarada inconstitucional por la Suprema Corte de EU dos meses antes. Desde el 27 de enero de 2012, Mumia vive en población general en la prisión de mediana seguridad Mahanoy.

Ahora los acérrimos enemigos de Mumia pretenden verlo morir en prisión. El 3 de agosto de 2012, la juez Pamela Dembe dictó en secreto la sentencia de cadena perpetua. Al enterarse de la maniobra, Mumia apeló la sentencia y también impugnó dos prácticas sistémicas que constituyen la tortura aplicada a miles de presos: la sentencia de cadena perpetua sin la posibilidad de libertad condicional, y el inconstitucional confinamiento en solitario de los presos condenados a muerte.

Defensores de derechos humanos como el arzobispo sudafricano Desmond Tutu, Angela Davis y Michelle Alexander  insisten en que el Estado está obligado a liberar a Mumia inmediatamente en compensación parcial por  haber pasado casi tres décadas en el aislamiento prolongado del corredor de la muerte, una situación reconocida como tortura por expertos como el Relator Especial de la ONU, Juan Méndez.

A pesar de la incesante campaña para silenciarlo, Mumia  Abu-Jamal todavía vive a la altura de su reputación. Desde su celda, ha publicado siete libros y cada semana escribe ensayos periodísticos que se difunden en varias ciudades y países.  Aún en su situación vulnerable, sigue denunciando los crímenes del imperio estadounidense y  apoyando  el cambio social en el mundo. Siempre levanta la voz por la libertad de otros presos políticos en Estados Unidos y también ha escrito en apoyo a varios presos políticos de México, incluyendo los de Atenco y en fechas más recientes, Alberto Patishtán. Gracias a los medios libres de México y otros pocos países, se puede conocer su manera de pensar al leer sus ensayos traducidos al español.

Uno de los temas principales de los escritos de Mumia Abu-Jamal ha sido el encarcelamiento masivo en Estados Unidos. Este país tiene  5% de la población mundial, pero 25% de los presos del mundo.  EU encarcela a más de sus propios ciudadanos que cualquier otro país del mundo, con 2.4 millones de presos –diez veces más que al principio de los años ‘70. Si el encarcelamiento de presos latinos es desproporcionado, el encarcelamiento de la población negra llega a extremos desorbitados.

En sus escritos Mumia denuncia que hay miles de hombres y mujeres en las prisiones de Estados Unidos debido al racismo en la conformación de jurados y las actitudes prejudiciales de los fiscales y los jueces, como en su propio caso.

En especial, Mumia señala la prevalencia de prisiones de ultra máxima seguridad (supermax), donde por lo menos 100,000 personas sufren el aislamiento prolongado en una celda, en muchos casos durante años o hasta décadas enteras.  Es alarmante que este modelo carcelario ahora se replique en México, como mostrado con el tremendo auge en la construcción y privatización de prisiones de este tipo en el sexenio de Felipe Calderón y Genaro García Luna.

Mumia Abu-Jamal está vivo hoy porque un movimiento internacional, con mítines, marchas, conciertos,   discos de tributo y otras formas de apoyo, detuvo su ejecución en 1995 y 1999, cuando él tuvo fecha para morir, y por fin puso fin a la sentencia de muerte. Ahora luchamos contra la sentencia de cadena perpetua. De ninguna manera aceptamos que él muera en prisión. Exigimos su libertad inmediata.

Amig@s de Mumia de México                                                    amigosdemumiademexico@riseup.net

2 pensamientos en “Palabras de Amig@s de Mumia de México ante la embajada EU, 8 de diciembre

  1. Pingback: Palabra, música y danza por la libertad de Mumia Abu-Jamal [FOTOS] | amigosdemumiamx

  2. Pingback: Palabra, música y danza por la libertad de Mumia Abu-Jamal [FOTOS] | Radio Zapote

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s