El humo que cubre la selva tropical   

Por Mumia Abu-Jamal

En Brasil la selva tropical del Amazonas arde al anochecer; la luz de mil fuegos brilla y el humo cubre las bóvedas verdes que han  estado allí durante siglos.

Los incendios se prenden por granjeros, muchos de los cuales están hambrientos por tierras agrícolas arrebatadas a la selva tropical.

Los líderes políticos, haciendo eco de sus amos de la clase dominante en el  Norte, descuidan el cambio climático que, para ellos, es sólo un engaño.

Pero los profundos pulmones verdes del planeta están en llamas.

Varios incendios prendidos cada día comen la selva tropical, la cual se ha convertido en una selva de  humo; pronto será una pradera y luego tierra de cultivo.

El afán de lucro está matando a la Madre Tierra. Sigue leyendo

Cine Mumia Abu-Jamal en Agosto Negro

Les invitamos a la proyección  del documental “La Justicia a Prueba” (Justice on Trial) de 60 minutos, hecho en el 2010 por el Director Kouross Esmaeli de Big Noise Films y la Productora Dra. Johanna Fernández, con narración de  Juan González de Democracy Now.

No falten este martes 13 de agosto a las 7 pm en el Café Zapata Vive.

 El documental presenta el caso de Mumia Abu-Jamal como un microcosmos de los males endémicos en el sistema penal estadounidense, plagado de racismo. Demuestra cómo los policías y fiscales, en colaboración con el juez, ocultaron pruebas exculpatorias del jurado en su caso. Retrata las fuerzas que buscan su ejecución.

Hay entrevistas con investigadores del caso, testigos, policías, abogadas de derechos humanos y con la hermana e  hija de  Mumia.

Después de pasar 37 años y 8 meses en prisión,  Mumia Abu-Jamal sigue resistiendo desde su celda. Ha escrito 11 libros y cientos ensayos  durante su cautiverio y sigue solidarizándose con luchas en su país y en el mundo.

Ahora sus problemas de salud incluyen cirrosis del hígado, glaucoma y cataratas. Las autoridades de la prisión se niegan a darle la cirugía que le hace falta y la lucha por su libertad es más urgente que nunca.

¡FREE MUMIA!

 

En busca de Delbert Africa

Por Mumia Abu-Jamal

 El integrante de MOVE, Delbert África, está desaparecido. ¿Cómo puede ser esto?

África, a sus 68 años, es el miembro de mayor edad de MOVE entre las y los presos tomados el 8 de agosto de 1978. Ha estado perdido desde el pasado miércoles 31 de julio.

Hace poco Delbert escribió una nota pidiendo asistencia médica con una queja de hinchazón en sus extremidades bajas. Cuando el personal médico lo vio, ordenó sin demora su traslado a un hospital. Pero ¿cuál hospital? Nadie sabe.

Su nombre oficial es Delbert Orr.

Al saber de su situación actual, la gente de MOVE recuerda con alarma el caso de Phil África, quien también fue enviado a un hospital y no regresó vivo. La gente de MOVE tiene buenos motivos para  desconfiar de los hospitales.

Para quienes no se acuerden de Delbert, o no tienen imagen mental de él, piensen en la ofensiva contra MOVE en Filadelfia en 1978. Entre las imágenes de aquel enfrentamiento, recordarán la de un hombre bien musculado, sin ropa desde la cintura para arriba, de pie con los brazos levantados ante policías fuertemente armados.

Esa icónica imagen de un hombre, sus brazos extendidos, es de Delbert África.

La Organización MOVE* ha pedido que sus simpatizantes llamen al jefe del Departamento de Correcciones (DOC) de Pensilvania, John Wetzel, a 717–728–2573 para exigir que Delbert pueda hablar con su familia y seres queridos.

De nuevo, sus registros carcelarios lo identifican como Delbert Orr. Su número de prisionero es am 4985.

Desde la nación encarcelada, soy Mumia Abu-Jamal.

—(c)’19maj

8 de agosto de 2019

Audio grabado por Noelle Hanrahan, http://www.prisonradio.org

Texto circulado por Fatirah Litestar01@aol.com

Traducción Amig@s de Mumia, México

 

*Vean la conferencia de prensa de urgencia de la Organización MOVE mañana miércoles 7 de agosto a las 3:30 de la tarde CDT.

 

BUENAS NOTICIAS SOBRE LA SALUD DE MUMIA DESDE NEWARK

Nuestro compañero Mumia Abu-Jamal puede leer  y escribir mejor ahora que dejó de usar el medicamento con esteroides recetado por un doctor del Departamento de Correcciones (DOC) de Pensilvania,  anunció Pam África ayer en Newark NJ donde celebraron la publicación del Volumen Dos de su libro “Murder Incorporated”.

Además, dijo Pam, el día anterior, viernes 19 de julio, un panel federal de tres jueces rechazó  la apelación del DOC  a  una demanda de Mumia que pide recompensas por los daños que él sufrió durante los años cuando el DOC le estaba negando tratamiento por la hepatitis C.

Recordemos que en 2017, después de más de dos años de presión ejercida por el movimiento, Mumia recibió el tratamiento que curó su hepatitis C. Sin embargo por tanta tardanza, quedó con la cirrosis del hígado, una enfermedad relacionada con el glaucoma y las cataratas que ahora padece. Primero  hay que quitar las cataratas y luego el glaucoma, mientras dan tratamiento a la cirrosis, dice Pam. Pero todo esto toma mucho tiempo y es casi imposible lograrlo en prisión.

El nuevo dictamen positivo respaldará  las peticiones con miles de firmas que se llevarán en una caravana de coches al capitolio de Pensilvania en Harrisburg el próximo miércoles 24 de julio para exigir para exigir inmediata cirugía para las cataratas  y la liberación de Mumia.

Pam enfatiza que en cada batalla durante los últimos 37 años y medio,  se  ha dicho que no pudimos ganar, pero Mumia sigue vivo a pesar de todos los esfuerzos para asesinarlo. A veces  un juez ha tomado una decisión positiva en su caso. Sin embargo, Pam insiste en que  tales decisiones nunca traen cambios reales sin una fuerte presión ejercida por el movimiento, sin el poder del pueblo. Esto fue el caso también en la reciente liberación de Janet y Janine África y será importante para lograr la salida de Delbert África y Jalil Muntaqim, quienes tienen audiencias este septiembre.

Si no has firmado la petición en apoyo a Mumia, toma un momento para hacerlo ahora mismo por favor.  https://actionnetwork.org/petitions/emergency-appeal-for-mumias-health

Sigue leyendo

Janet y Janine África en NYC

Gracias a la Campaña para llevar a Mumia a Casa por este video del programa para recibir a la guerreras de MOVE, Janet y Janine África, en NYC.

Mumia habla por teléfono para agradecerles su presencia y preguntarles sobre su mensaje para la gente joven y también para la gente más grande.

Janet y Janine hablan de sus experiencias dentro de su casa colectiva el día que sobrevivieron el primer ataque militar contra MOVE el 8 de agosto de 1978, de sus formas de resistencia dentro de la prisión, y del desarrollo de su fuerza como mujeres de MOVE.

Con Carlos África hablan de las batallas dentro de las prisiones el 1 de diciembre de 1981.

Dicen Janet y Janine que ahora seguirán con el mismo trabajo afuera de prisión.  Y qué todo el mundo sepa que MOVE es una familia que nunca será esclava del sistema.

FREE DELBERT AFRICA!       FREE MUMIA!          OnaMOVE!

 

 

Campanadas festivas y gemidos de pesadilla

Por Mumia Abu-Jamal

 Las campanas suenan y los políticos se acicalan cada 4 de julio. Ellos y sus medios corporativos reciben el día como una celebración de libertad universal, una cosa única que hace de Estados Unidos un lugar de libertad, justicia y el ‘estilo americano de vida’.

Pero no profundicemos mucho, porque ese estilo es más de un mito. Es una mentira oscura y monstruosa.

Mientras millones se atascan de hamburguesas y hot dogs, miles de refugiados se sientan en el suelo, duermen en el suelo, y cuando tienen sed, están obligados a beber de la taza de baño como perros.

Mientras millones encienden cohetes, miles, tal vez decenas de miles, intentan descansar en ropa sucia que no ha sido lavada durante semanas, como sus propios cuerpos. Sigue leyendo

Caminando en la oscuridad

Por Mumia Abu-Jamal

Durante años me ha sido difícil escribir o hablar sobre mí mismo. Las historias de otras personas me parecían más interesantes, hasta ahora.

Hace varias semanas, mientras caminaba sobre la vía principal que viene desde el comedor, me di cuenta que ya no podía distinguir una sola cara en el río de hombres que pasaba.

Es cuando supe qué tan mala  se había vuelto mi vista. Sigue leyendo